español   inglés

PROYECTO LA LUZ

Mineral: Oro – Plata – Metales Basicos

Ubicación: El proyecto se ubica en la parte central de la provincia de Río Negro, a unos 35 Km al N del pueblo de Los Menucos; a unos mil kilómetros al suroeste de la ciudad de Buenos Aires; a unos 260 kilómetros al este de San Carlos de Bariloche y a unos 440 km al oeste de Viedma, capital de la provincia de Río Negro. La superficie total de las propiedades mineras alcanza a unas 24.000 has.

Ver Mapas>>  |  Ver Fotos>>

La altura sobre el nivel del mar es inferior a los mil metros, lo cual permite trabajar sin inconvenientes durante todo el año.

Exploración
El proyecto minero comprende tres sectores principales: Iván (7,5 Km2), Marillán (18 Km2) y La Luz (28 Km2), todos incluidos en una faja o “trend” de mineralización de unos 28 Km en sentido SW-NE por 6 Km en sentido NW-SE.
La primera fase de exploración, se desarrolló a partir de 2008 exclusivamente en el sector La Luz, en un área de aproximadamente 9 km2, es decir apenas el 4% de toda superficie cubierta por las propiedades mineras. Los trabajos desarrollados incluyeron tareas tales como:

•Geología sobre un área de 9 km2
•Geoquímica: 2.000 muestras de superficie y de perforaciones
•Trincheras de Exploración: más de 440 (longitudes entre 5mt. y 400 mt. cada una)
•Geofísica: IP/Resistivity (70 Km) y Magnetometría (37 Km)
•Estudios Especiales: Calcografía, Inclusiones Fluidas, Petrografía y PIMA
•Programa de perforaciones: 2.000 mt. de sondajes DDH (Ø HQ)
•Total invertido para la Fase 1: aproximadamente 2,3 M U$S


Resultados Preliminares
La investigación geoquímica ha demostrado fuertes anomalías en oro (hasta 22 ppm), plata (hasta 2.100 ppm) y numerosos sectores con valores económicos en plomo, cobre y cinc. Se han detectado asimismo contenidos anómalos en indio y vanadio. La prospección geofísica ha demostrado la presencia de estructuras, en parte aflorantes, con corridas superiores a 2 Km, mientras que los sondeos verificaron continuidad de las estructuras mineralizadas hasta una profundidad de algo más de 50 mt.

La mineralización es de origen epitermal asociada a posibles cuerpos subvolcánicos o domos de composición ácida aflorantes dentro del Complejo Los Menucos (Triásico) o ligeramente más jóvenes que él, emplazados en corredorestectónicos y constituyendo verdaderas fajas ó franjas de cizalla. La mineralización es epitermal de sulfuración intermedia y está representada por una serie de cuerpos filonianos, algunos con más de 800 m de longitud visible(estructuras Milla, Gael) y con potencias variables entre 0,80 y hasta 2,25 m.

En definitiva, la exploración se encuentra totalmente abierta tanto en sentido lateral como en sentido vertical.
La Tabla N° 1 muestra algunos resultados de muestras geoquímicas de superficie:



La Tabla N° 2 muestra algunos buenos valores obtenidos en perforaciones:



Si bien los trabajos desarrollados no permiten aún establecer un nivel de recursos, se podría inferir un potencial mínimo esperable (solo para el área ya explorada), de unas 200.000 oz AuEq.

El sector Iván ha sido revisado apenas en forma muy general. Estudios de campo preliminares, han revelado la presencia de numerosos cuerpos de sílice residual, mientras que los estudios de PIMA han evidenciado el desarrollo de alteración argílica avanzada, típica de un “leached cap” con presencia de alunita, caolinita, dickita y otros minerales compatibles con sistemas epitermales de alta sulfuración.

Próximos Trabajos
Los resultados obtenidos durante la primera fase de exploración, alientan sin duda la ejecución de una segunda fase destinada a reconocer con mayor detalle las estructuras descubiertas hasta hoy, tanto en profundidad como hacia los laterales tal como lo está indicando la prospección geofísica llevada a cabo.
Se indica además el estudio y definición del modelo estructural, destinado especialmente a asegurar la continuidad de las estructuras mayores descubiertas y prospectadas hasta ahora.

Nuevos trabajos de investigación geofísica con el método Polo – Dipolo, permitirán establecer con mayor precisión la ubicación y profundidad de los sectores que han mostrado anomalías geofísicas de cargabilidad.